Un viaje fantástico

Poca gente conoce más allá de San Antonio de los Cobres o a lo sumo del viaducto La Polvorilla en la Puna salteña. Hoy vamos a hacer un recorrido espectacular entre San Antonio de los Cobres y Tolar Grande.

Salimos temprano desde la Hostería Las Nubes, después de un rico desayuno por la RN 51 ahora de ripio y después de 14 km llegamos al Viaducto “La Polvorilla” a 4200 msnm., pasando un poquito antes por las ruinas de Mina Concordia y su cementerio donde están enterrados tres trabajadores que fallecieron durante la obra. Esta colosal obra de ingeniería es un puente de vigas de acero de 224 metros de longitud y una altura de 64 metros desde el suelo, inaugurado el 7 de noviembre de 1939. Es el más conocido de los viaductos por los cuales transita el Tren a las Nubes en el ramal C-14 del FC Gral.Belgrano.

IMG-20190422-WA0002

Por debajo del viaducto pasa el nuevo trazado de la RN 40 y presenciar la llegada del tren desde abajo es tanto o más emocionante que la excursión en el propio tren. En la base del puente hay un sendero en zigzag con barandas que permite subir los 64 metros hasta las vías y conocerlo desde arriba. Unos kilómetros más y llegamos al abra Alto Chorrillo a 4560 msnm donde dejamos una piedra en la apacheta, rito kolla que garantiza un viaje seguro.

A 58 km. de San Antonio de los Cobres está Olacapato a 4090 msnm., con unos 500 habitantes. Estuvimos en el 2014 y dejamos muchos útiles en la escuela y como en ese año almorzamos en el restaurant Las Estrellas de Ema Choque milanesas con arroz, ensalada y dos huevos fritos ¡bien livianito para no apunarse!

IMG-20190422-WA0013

IMG-20190422-WA0004

A 10 km. de Olacapato, siempre por RN 51, Cauchari es un pueblo fantasma completamente abandonado. Aquí hay un cruce de caminos: si seguimos por la RN 51 se va a Paso Sico y San Pedro de Atacama en Chile. Nosotros tomamos la RP 27 hacia el sur para llegar después de 40 km al Salar de Pocitos una maravilla que deslumbra sobre todo en verano cuando por las lluvias partes del salar parecen un enorme lago celeste como el cielo. Junto con el Cono de Arita, también en Salta, está entre los 28 finalistas para elegir las “7 maravillas naturales de Argentina”. La RN 27 cruza el Salar y andando unos kilómetros nos encontramos al laberinto de Los Colorados donde el camino caracolea a lo largo de 20 km. entre cerros rojos de punta redondeada. Luego aparece una planicie roja, el Desierto del Diablo, donde lo que nos rodea parece un planeta rojo sin indicios de vida, rodeado de cerros sedimentarios rojizos que le dan un aura surrealista. Y después, sin transición pasamos a la dimensión extrema que irradia el Salar del Diablo.

IMG-20190422-WA0008

Finalmente, poco antes de llegar a Tolar Grande (187 km. desde San Antonio de los Cobres) encontramos unas pequeñas lagunitas en medio del Salar de Tolar Grande, llamadas Ojos de Mar, de color azul donde se han encontrado estromatolitos vivos, agrupaciones de algas y cianobacterias que permitieron cambiar la atmósfera de la Tierra hace 3.500 millones de años, provocando la fotosíntesis y transformando el dióxido de carbono en oxígeno formando la capa de ozono y tornando aeróbica la vida. A medida que la Tierra se volvió más estable los estromatolitos fueron desapareciendo y solo quedan estromatolitos vivos en Yellowstone (USA), en Australia, México y en Iquique (Chile). Es un lugar sagrado para la comunidad de Tolar Grande y hay que circular por los lugares señalados, por fuera del agua. En poquitos minutos llegamos a Tolar Grande, pero esa es otra historia, otro relato.

IMG-20190422-WA0009

About The Author

Related posts

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *